De locos: Morales quiere “marcar” las casas de los contagiados

Al mejor estilo segregacionista, el gobernador jujeño discrimina a los enfermos de coronavirus

Por Tomás Palazzo para Noticias La insuperable

El gobernador jujeño Gerardo Morales presentó una política de control de los enfermos que lo acerca más al Reich Alemán que a un político de este siglo. Como si fuesen estrellas amarillas, el radical propuso “poner una faja” en las casas donde hay enfermos de coronavirus buscando un “control social” de los vecinos, lo que suena más a una incitación al odio y a la discriminación que a otra cosa.

Puntualmente afirmó: “Tenemos colapsados los hoteles. Les pedimos que sigan cumpliendo la cuarentena. No podemos tirar hacia atrás todo el esfuerzo que hemos hecho los jujeños en estos días”, sostuvo durante una disertación con los integrantes del COE. Explicó que el Estado provincial está pagando los hoteles y la comida, y que lo único que necesitan es que cumplan con el protocolo de seguridad y cumplan el aislamiento. En ese sentido, remarcó que hay muchas personas que se están quejando por el cumplimiento de la cuarentena. A ellos les pidió paciencia.

Luego, explicó cómo será el funcionamiento de la cuarentena cuando aquellas personas que la tengan que cumplir porque ingresaron a Jujuy, lo puedan hacer en sus domicilios particulares. “Hay mecanismos que no estamos en condiciones de implementar en este momento, pero lo vamos a hacer, que es que el que llegue vaya a su domicilio particular. En ese caso, todo el domicilio entrará en cuarentena”, indicó.

“Estará la opción de cumplir la cuarentena en un hotel o en la casa. Pero aquellos que vayan a la casa, si la familia tiene 5 miembros, todos entrarán en cuarentena”, sostuvo, al tiempo que explicó a partir de qué momento empezará a aplicar ese sistema. “Esto lo vamos a hacer cuando lleguen los test rápidos, que los esperamos para dentro de 10 días. Ya hicimos la aduana, ya pagamos y está todo listo. Son test que vienen de Estados Unidos y están aprobados por la autoridad sanitaria de ese país, afirmó.

El gobernador jujeño detalló cómo se utilizarán esos test. “Cuando esas personas entren a sus casas, les haremos un test rápido, a los siete días les haremos otro test. Si ambos dieron negativo, les levantaremos la cuarentena”, contó. Y agregó. “Mientras tanto, toda la familia va a estar en cuarentena. Y les vamos a poner una faja en su casa. Marcando que esa casa está en cuarentena y toda la familia está en cuarentena”, indicó.

En esa línea, dijo que desde el gobierno les dirán a “los vecinos de la cuadra y de la manzana dónde está esa familia, que están en cuarentena y que si salen pueden contagiar a alguien”. “Habrá un control social como estamos haciendo con la aplicación de los precios. Vamos a implementar aplicaciones donde haya un control de la autoridad de aplicación, pero también de la gente. Porque nos tenemos que ayudar entre todos”, remarcó. Morales fue terminante al desarrollar cómo será el sistema de control de las personas que estén cumpliendo la cuarentena con sus familias. “Todos los teléfonos de esa familia van a estar monitoreados. Se los va a llamar 3 o 4 veces por día y más vale que estén los que viven en la casa, porque si no, no solo les vamos a cobrar la multa, sino que también puede haber detención o todo lo que se establece en el régimen de sanciones”, señaló.

1 Comment

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s