Verstappen se coronó campeón con su victoria en un desvirtuado y confuso GP de Japón

Al término de una carrera interrumpida en la tercera vuelta debido a las condiciones meteorológicas y a dos abandonos, Verstappen (Red Bull) cruzó la línea de llegada delante de Leclerc y de su compañero mexicano Sergio Pérez (Red Bull).

Foto: AFP.

El neerlandés Max Verstappen (Red Bull) se coronó campeón de la Fórmula 1 por segundo año consecutivo, luego de ganar este domingo el Gran Premio de Japón, que estuvo interrumpido durante más de dos horas por las condiciones meteorológicas en el circuito de Suzuka.

Verstappen partió desde la pole position que pudo defender en una largada accidentada por la cantidad de agua acumulada en el trazado, lo que provocó que flameara la bandera roja tras los abandonos del tailandés Alexander Albon (Williams) y el español Carlos Sainz Jr. (Ferrari).

Cuando se cumplía la tercera vuelta, la carrera fue detenida e ingresó en un largo compás durante el que se especularon diferentes definiciones por dos factores condicionantes: el pronóstico de continuidad de la lluvia y el escaso margen de luz natural para cumplir con la prueba.

Los estoicos fanáticos japoneses, que volvían a presenciar el GP nipón tras dos años de ausencia en el calendario por la pandemia, soportaron el agua con mucho entusiasmo y recibieron un premio cuando los comisarios deportivos anunciaron el reinicio a más de dos horas de la interrupción.

La decisión de las autoridades renovó las esperanzas del neerlandés de poder asegurar su consagración en Suzuka, un circuito donde nunca había ganado desde su ingreso a la categoría en 2015.

Sin embargo, sobrevolaba la incertidumbre acerca de una distribución de puntos menor a la convencional como marca el reglamento de la F1 cuando las pruebas no cumplen con la totalidad de su desarrollo.

El GP de Japón se pactó finalmente a 28 giros (52% de su distancia original) y la retribución correspondiente para el ganador (19 puntos) no le alcanzaba a Verstappen para renovar el título.

Foto: AFP.

Finalizada la prueba, persistían dudas sobre la definición hasta que las autoridades de la F1 aclararon que Verstappen se había adjudicado las 25 unidades de una prueba ordinaria en base a un artículo del reglamento que salvaguarda ese derecho para las carreras que finalizan con bandera a cuadros como sucedió en Japón.

La FIA expuso: «Las normas relativas a la asignación reducida de puntos (artículo 6.5) sólo se aplican en caso de suspensión de la carrera que no se puede reanudar, y por lo tanto se otorgan los puntos completos y Max Verstappen es campeón del mundo».

El neerlandés se benefició además por una penalidad de cinco segundos a su escolta monegasco Charles Leclerc (Ferrari), que le hizo perder el segundo puesto en beneficio del mexicano Sergio «Checo» Pérez (Red Bull).

Entonces, el campeón tomó una ventaja de 113 puntos sobre Pérez y 114 en relación a Leclerc en la clasificación general de la temporada, lo que resulta inalcanzable cuando restan las últimas cuatro carrera del año.

Verstappen se impuso en 12 de los 18 Grandes Premios de la campaña actual: Arabia Saudita, Emilia Romagna (Italia), Miami, España, Azerbaiyán, Canadá, Francia, Hungría, Bélgica, Países Bajos, Italia y Japón.

Foto: AFP.

Con 25 años, ingresó en el grupo selecto de 17 pilotos con más de un título en la F1 y se transformó en el undécimo de la historia en coronar un bicampeonato consecutivo.

“Estoy muy agradecido con todos los que han contribuido al éxito. Todo el equipo aquí, pero también en la fábrica, donde se trabaja constantemente a toda máquina y nunca pierde la motivación para hacer que el auto sea más rápido», reconoció el flamante campeón de la categoría.

«El trabajo que hemos hecho junto con Honda durante todo el año fue increíble. Ganar ahora dos veces con ellos es muy emotivo, especialmente aquí (el país del proveedor de motores), con todo el mundo mirando. Te da un poco más de presión, pero es una buena presión, es una presión positiva. Estoy muy orgulloso», confesó.

El jefe del equipo Red Bull, Christian Horner, también consideró «verdaderamente especial» que el título se haya alcanzado en Japón. «Está más allá de todos nuestros sueños. Max ha sido verdaderamente dominante esta temporada. Regresamos de algunas dificultades en las primeras dos carreras, pero, sinceramente, él y el equipo lo han elevado a otro nivel», ponderó.

Foto: AFP.

A modo anecdótico, los pilotos situados entre el cuarto y el décimo puesto fueron el francés Esteban Ocon (Alpine), el británico Lewis Hamiton (Mercedes), el alemán Sebastian Vettel (Aston Martin), el español Fernando Alonso (Alpine), el británico George Russell (Mercedes), el canadiense Nicholas Latifi (Williams) y el británico Lando Norris (McLaren).

Fuera de la zona de puntuación se ubicaron el australiano Daniel Ricciardo (McLaren), el canadiense Lance Stroll (Aston Martin), el japonés Yuki Tsunoda (AlphaTauri), el danés Kevin Magnussen (Haas), el finlandés Valtteri Bottas (Alfa Romeo), el chino Zhou Guanyu (Alfa Romeo), el alemán Mick Schumacher (Haas) y el francés Pierre Gasly (AlphaTauri).

Con el Mundial de Pilotos decidido, a la F1 le resta por dirimir la Copa de Constructores (Red Bull 619 puntos, Ferrari 454) en las cuatro pruebas por delante: Estados Unidos (23 de octubre), México (30 de octubre), Brasil (13 de noviembre) y Abu Dhabi (20 de noviembre).

(Télam)

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s