Lo peor recién empieza

La prensa económica argentina, afín al gobierno de turno, pierde la vertical intentando ocultar los fatídicos indicadores económicos, pero además aspira decididamente, por cierto, a sacar del escenario el fantasma del default.
Por Lic. Alejandro Marcó del Pont