La deuda de Larreta en la Ciudad no para de crecer

Desde que el PRO se instaló en 2007 en la Ciudad de Buenos Aires, el stock de deuda en dólares aumentó un 419%. A pesar de tener una de las recaudaciones más abultadas del país, en doce años se quintuplicó el nivel de endeudamiento. Todo con inversiones que no justifican los montos y mayores transferencias del gobierno nacional. Según datos de junio de 2019, el stock de deuda alcanzó los 2900 millones de dólares. Horacio Rodríguez Larreta destina hoy el 8 por ciento del gasto del Presupuesto en intereses de deuda.

Por Débora Asencio para Nuestras Voces

qq

Con la gestión PRO en la Ciudad de Buenos Aires se inició un ciclo de endeudamiento acelerado que incrementó el stock de deuda en dólares un 419% en 12 años de gestión. Esta deuda se quintuplicó entre 2007-2019 sin que este proceso guarde relación coherente ni con el nivel de recaudación de la provincia, por lejos, más rica de la Argentina (es la segunda más endeudada luego de la Provincia de Buenos Aires) ni con el nivel de las inversiones realizadas por el Estado ya que el nivel del gasto de capital no se incrementó sustancialmente y crecieron las transferencias desde el gobierno nacional. Así, la deuda de la ciudad equivale actualmente al 75 por ciento de los recursos tributarios propios y pasó de destinar el 1 al 8 por ciento del gasto del Presupuesto en intereses de deuda.

En 2003, la Ciudad de Buenos Aires concluyó un proceso de restructuración de deuda que permitió que su stock se fuera disminuyendo durante los años subsiguientes. Sin embargo, tras la asunción del PRO comenzó un proceso acelerado de endeudamiento. Tal como advierte Mariana Rivolta, investigadora del Instituto de Pensamiento y Políticas Públicas (IPYPP) y del Instituto de Estudios sobre Estado y Participación (IDEP), a partir de la gestión PRO el stock de deuda creció 419% en dólares a lo largo de los 12 años de gestión. Entre 2007 y 2019 se quintuplicó la deuda en dólares con un nivel similar de inversiones y mayores transferencias del gobierno nacional. Entre los cuestionamientos mas fuertes a la deuda CABA, se encuentran el pago de comisiones más altas que las del mercado y la falta de obras de magnitud que justifique los montos.

Como resultado de la gestión de Mauricio Macri, quien recibió la Ciudad de Buenos Aires con una deuda de 559 millones de dólares, el stock se incrementó 354% alcanzando los 2500 millones de dólares. Los últimos datos disponibles para la gestión Larreta (junio de 2019) arrojan un incremento del stock a 2900 millones de dólares. Ésta última gestión, aunque redujo el ritmo de endeudamiento y el porcentaje de moneda extranjera en su composición, tiene gran parte de los recursos propios comprometidos con deuda pública, en gran medida por las sucesivas devaluaciones de los últimos años. En 2015, el stock total de deuda en pesos representaba el 48% de los recursos propios mientras que en 2019, si se considera el tipo de cambio de agosto, el porcentaje asciende al 75%. 

En este sentido, Rivolta afirma que el problema de la deuda en la ciudad se vio incrementado por las políticas nacionales tendientes a la desregulación del mercado de capitales y la vulnerabilidad de la economía frente a los shocks externos. Tal es así, que si se actualiza el mismo stock de deuda de junio al tipo de cambio de agosto, el monto en pesos se incrementa un 410% respecto de 2015, pasando de 126 mil a 168 mil millones de pesos sólo por efecto de la devaluación post PASO. Esto ocurrió también hacia finales de 2015 y en 2018, cuando se produjeron aumentos nominales de más del 50% en cada devaluación y lo mismo ocurrirá en 2019.

El alto impacto de la deuda sobre los recursos propios también se vislumbra en el análisis del Presupuesto 2019. El Instituto de Pensamiento y Políticas Públicas (IPYPP) en un informe reciente sobre las cuentas públicas de la ciudad, advierte que los intereses de deuda pasaron de representar, antes de Macri, el 1% del gasto total, a representar el 8% en 2019. Además, entre los gastos devengados se destaca el aumento interanual en intereses de deuda. Se incrementó 120% constituyendo la única erogación que le gana en términos reales la inflación. Esto se combinó con un ajuste real del gasto primario, que fue la clave para alcanzar el equilibrio financiero en el presupuesto.

Anuncios

3 Comments

  1. O sea que son tomadores compulsivos de deuda. Total no la pagan ellos, la pagan los contribuyentes con la suba de las tasas municipales. Y todavía hay gente que les cree. Patéticos son los políticos de este país, por no decir otra cosa más grave.

    Me gusta

  2. Larrea voy hacer correr la bola sos rico y vivís como rico nosotros el 85porciento de los habitantes de caba no llegamos a fin de mes yo jubilado con 12.484.73$ pago luz gas remedios y ya no como decime como hago no soy mago

    Me gusta

  3. Todo Esto se sabia que iba a pasar, son los macri y su pandilla. Y despues los globoludos dicen que la tele no tiene nada que ver, los periodistas tambien son responsable del hambre de hoy

    Me gusta

Responder a Anónimo Cancelar respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s