Mujeres, pueblos originarios y afrodescendientes ahora también forman parte de la Casa Histórica de la Independencia

Mujeres, pueblos originarios, afrodescendientes, infancias y esclavos ahora forman parte de la renovación integral de la museográfica completa de la Casa Histórica – Museo nacional de la Independencia, en Tucumán.

A partir del 27 de diciembre el público que visite la Casa Histórica podrá recorrer esta nueva propuesta con un guion que, sin perder de vista los aportes historiográficos sobre el hecho político de la Independencia, incorpora una mirada social y crítica sobre el período.

Antes de su apertura al público, el ministro de Cultura de la Nación, Tristán Bauer, recorrió las nuevas instalaciones junto con el vicegobernador de Tucumán, Sergio Mansilla; la secretaria nacional de Patrimonio, Valeria González; la directora nacional de museos, María Baldasarre; la directora de la Casa Histórica – Museo nacional de la Independencia, en Tucumán, Cecilia Guerra, y autoridades de la provincia.

“A poco de asumir, la Casa Histórica fue uno de los primeros museos que visité porque nuestra independencia es absolutamente central. En aquel momento, con mucha tristeza, vi el estado en el que se encontraba el museo por eso nos propusimos trabajar, aún en pandemia, para modificar esa situación porque estos muros guardan la memoria de nuestros pueblos”, recordó el ministro de Cultura.

Durante su discurso, Bauer le pidió perdón a los representantes de los pueblos originarios presentes en el acto. “Perdón porque no estuvieron presentes antes”, dijo emocionado. “Con la Revolución de Mayo de 1810 y la Independencia del 9 de julio de 1816 comenzó una nueva etapa en nuestra historia. Pero nuestra historia comenzó muchísimo antes. Es por eso que valoro profundamente la presencia hoy aquí de representantes de los pueblos originarios y confirmo nuestro compromiso de seguir mostrando aquellas vidas y luchas”, dijo Bauer.

La secretaria nacional de Patrimonio, Valeria González, rescató la excelencia académica y de gestión pública de los equipos de Tucumán y del Ministerio de Cultura para llevar adelante esta renovación integral. “Es una enorme felicidad presentar esta etapa tan significativa que nos planteamos al inicio de la gestión ya que nos proponemos poner de pie a nuestros museos”, dijo González.

“Esta nueva mirada se inscribe dentro de la museografía crítica para repensar cómo fue el proceso de independencia, intentando darle una mirada social e incorporando algunos actores que históricamente estuvieron invisibilizados en la historia de la Nación y también en la historia de esta casa, como los pueblos originarios, los afrodescendientes, las infancias, las mujeres”, rescató Cecilia Guerra, la directora de la Casa Histórica – Museo nacional de la Independencia.

Guerra rescató también la transversalidad que tienen en esta nueva propuesta la accesibilidad y las nuevas tecnologías. “Ahora todas las salas tienen sus textos en braile, hay reproducciones en 3D, también hemos trabajado con un equipo de especialistas en personas con trastornos del espectro autista para que se sientan cómodas al visitar la Casa. Y el proyecto para 2023 es tener, a través de códigos qr, toda la información en lenguaje de seña argentina y, de esta manera, poder llegar a todos nuestros públicos y que la Casa sea cada vez más accesible e inclusiva”, contó Guerra.

La museóloga Ana Carolina Oliva forma parte del equipo que llevó adelante los contenidos museológicos de la renovación de la exposición permanente. “Queremos un museo inclusivo para que las personas se sientan parte, cómodas e identificadas. Para eso trabajamos con el equipo de la dirección nacional de museos del Ministerio de Cultura, con los de diseño de exhibiciones, accesibilidad y conservación. Estamos muy contentos y orgullosos de poder terminar así este año que ha sido de muchísimo trabajo y con grandes esperanzas para el año próximo”, dijo la especialista.

La nueva exhibición principal de la Casa Histórica de la Independencia cuenta con seis salas completamente renovadas y equipadas. Cinco de ellas están destinadas a la historia del proceso de la Independencia y la sexta se utiliza para recibir a las escuelas y a las familias visitantes. Allí también se verán los capítulos de la serie audiovisual animada Lola y Choko, creada por el equipo de la Casa Histórica, y se podrá interactuar con el nuevo videojuego basado en esta serie que cuenta las aventuras de la Batalla de Tucumán.

Los curadores de la exhibición, Valentina Mitrovich y Juan Pablo Bulacio, recorrieron la Casa junto con el ministro de Cultura de la Nación. Una de las salas cuenta con líneas históricas interactivas que muestran lo que sucedía, al mismo tiempo, en el Río de la Plata, en América, y en Europa. Allí también hay una maqueta en movimiento donde puede apreciarse la geografía de Tucumán y sus cambios a lo largo de la historia. Bauer rescató el heroísmo del pueblo tucumano de decirle a Manuel Belgrano que se quedara.

“Sino la historia hubiera sido completamente diferente”, señaló. Un cuadro de María Remedios del Valle junto a otro de Manuel Belgrano así lo demuestran. “Es la primera vez que una mujer y negra aparece en las paredes de la Casa Histórica”, señalan los curadores.

En otra de las salas, objetos de tertulias y pulperías van iluminándose en forma sincronizada con la música del himno nacional argentino interpretado en piano por Horacio Lavandera. La Casa Histórica ha sido renovada y la invitación ya está hecha para visitarla.

La Casa Histórica. Museo Nacional de la Independencia (Congreso 141, San Miguel de Tucumán) puede visitarse de martes a domingos de 9 a 13 h y de 16 a 20 h con entrada libre y gratuita.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s