El agua que nadie ve

Mientras miles de argentinos sufren desde hace meses por las inundaciones, en los medios oficiales y Casa Rosada prefieren ignorar el problema y mirar para otro lado

Por la Redacción de Noticias La Insuperable

qq4

Vivir bajo el agua se ha convertido en una realidad cotidiana para millares de argentinos. Vastos territorios de las provincias del norte argentino son ahora un espejo de agua en el que, salpicados, aparecen los techos de las casas. Desde Casa Rosada nadie hace mención al problema; prefiere ignorarse y no abrir un nuevo frente de batalla en este año de elecciones. Así que, a veces, la solidaridad parece ser la única herramienta con la que cuentan aquellos que, diariamente, sumergen sus pies en el agua.

Así sucede en el Chaco, por ejemplo, donde Pablo Rago y Miriam Lanzoni realizarán junto a la Fundación Mujeres Chaqueñas Solidarias (Muchas), seis funciones totalmente benéficas de la reconocida obra teatral “Casi Felices”. La actriz estuvo recorriendo la zona intentando que desde Casa Rosada posen sus ojos en un problema que parece invisible. Los fondos recaudados en las funciones serán destinados, en su totalidad, para brindar asistencia a los afectados por la emergencia hídrica y para la construcción de una nueva sala en la Casa Garrahan Chaco.

qq

Miriam Lanzoni recorriendo las zonas inundadas del Chaco

Elida Cuesta, una de las integrantes de la Fundación, agradeció la solidaridad y el compromiso de Miriam Lanzoni y de las mujeres que forman parte de Muchas. “Sabemos que todo el pueblo del Chaco está pasando un momento difícil con las inundaciones, perdieron cosechas, animales y cosas invaluables del hogar. Quiero que sepan que no están solos, que desde este grupo de mujeres los vamos a acompañar dando lo mejor que tenemos, que es nuestra solidaridad y compromiso“, aseguró.

Banco Payaguá

La situación se repite en Banco Payaguá, localidad ubicada al sur de la provincia de Formosa recostada sobre la margen derecha del río Paraguay. Allí, las abundantes precipitaciones acaecidas en los últimos días en esta zona de la provincia, se sumaron a la crecida de la masa hídrica que bordea esta colonia rural, situación que viene sucediendo desde hace unos meses. Ambos sucesos causaron recientemente que el agua llegue hasta las viviendas.

Como resultado, unas cuarenta familias de Banco Payaguá debieron abandonar sus casas y ser relocalizadas en el cercano paraje de Palazo Cué.

qq1

Santiago

En tanto, más de 700 evacuados y 600.000 hectáreas de cultivos fueron afectadas por las inundaciones en poblaciones rurales del sureste de Santiago del Estero, informaron fuentes de Defensa Civil y del gobierno provincial.

qq2

Las familias de agricultores y campesinos evacuados fueron alojados en escuelas, dependencias municipales y casas de vecinos, aunque aún hay personas que no quieren abandonar sus casas por temor a robos.

Durante el fin de semana rescatamos a unos 160 pobladores que estaban en una zona de difícil acceso por caminos de tierra intransitables, mientras que el Comité de Emergencia continúa con la entrega de alimentos, plásticos y frazadas“, apuntaron desde Defensa Civil.

En tanto, un reciente informe elaborado por técnicos del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (Inta) estimó que son 600.000 las hectáreas que resultaron afectadas por el anegamiento de caminos, que interrumpieron la cosecha de cultivos de soja, maíz y alfalfa en los departamentos Belgrano y Taboada.

Santa Fe

La situación se repite hasta el cansancio con una ayuda oficial que no alcanza desviando sus reservas para el pago de una inservible deuda que no solucionó los problemas de la gente. Los campos del norte de la provincia de Santa Fe están bajo agua desde mediados de diciembre del año pasado. El mal clima es una amenaza constante para los productores de la zona, pero la mayor preocupación es el excedente hídrico que drena en territorio provincial desde Santiago del Estero y Chaco, donde la semana pasada llegaron a registrarse precipitaciones de hasta 300 milímetros. Los productores santafesinos ya hablan de “un año perdido” con daños “incalculables”.

Gabriela Menna lo cuenta en primera persona. Productora rural en Villa Minetti (departamento 9 de Julio), nació en el campo y en sus 37 años no recuerda una inundación como ésta, “con tantos meses de agua en los campos. Esto no duraba más de un mes, y ahora hace cinco meses que estamos así“, le cuenta a Revista Chacra.

Sus 300 hectáreas de producción ganadera y agrícola, ubicadas a 16 kilómetro del pueblo, hoy están con unos “30 centímetros de agua“. Desde noviembre del año pasado, cuando levantaron la cosecha de maíz, no pudieron volver a sembrar. Y al ganado en las últimas horas lo tuvieron que trasladar o vender, para no perder todo.

Canal de Charata

Otra vez la solidaridad. Esta vez para salvarle la vida a un hombre que se llevaba la corriente y que gracias a un soldado y a un trabajador no pasó a formar parte de la ignorada lista de víctimas de la inundación que nadie cuenta.

El sargento González y Gastón Duarte, del equipo Acción Social del Municipio de Charata, fueron los heroicos salvadores de este hombre que se ahogaba en el sobrepasado canal Belich, a pocos kilómetros de Mesón de Fierro, sobre la ruta 13.

qq3

Víctimas, miles de inundados, solidaridad, falta de apoyo del gobierno nacional, lluvias y deforestación, una realidad del norte argentino, donde desde hace meses está el agua que nadie ve.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s