Macri usa la “plata de los jubilados” para contentar al FMI

Macri mandó a sacar $ 20 mil millones del Fondo de Garantía de Sustentabilidad para lograr superávit en el primer semestre y planea usar otros $ 60 mil millones de la “plata de los jubilados”. También privatizó dos centrales eléctricas.

Por Tomás Palazzo para Noticias La Insuperable

qq

Lo que el gobierno vende como un logro, en realidad, es una estafa a la parte más sufrida de nuestra sociedad. Con letras de molde el ultraoficialista La Nación tituló: “El Gobierno sobrecumplió la meta fiscal del semestre, pero el FMI exige más ajuste”, pero lo que puede vislumbrarse como una buena nueva sólo son malas noticias. Y es que para lograr “el superávit”, echó mano sobre el Fondo de Garantía de Sustentabilidad (FGS) del Anses y, no satisfecho, vendió dos centrales eléctricas. De esa manera pudo presentar su balance del primer semestre con un saldo primario favorable de $ 30.221 millones, equivalentes al 0,1% del PBI. El resultado supera el piso de $ 20 mil millones pactados con el organismo para la primera mitad del año. Para que el FMI se quede contento por un dinero que nos prestó solo para que se fugara, Macri está vendiendo las joyas de la abuela.
El ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, exultante, anunció que en junio los ingresos de capital (un rubro cuyo aporte casi siempre resulta marginal para la caja oficial) significaron $ 64.572 millones. De ese monto, $ 19.647 millones (casi un tercio) se explican por la transferencia del FGS.
Hacienda también informó que “se estiman transferencias adicionales del FGS a la Anses, de julio hasta diciembre de 2019, del orden de los $ 10 mil millones mensuales”. De esa manera, hacia fin de año los giros de ese fondo totalizarían cerca de $ 80 mil millones que deberían ir al pago de jubilaciones.
Pero como si fuera poco, en medio de la complicidad mediática, Mauricio Macri comenzó a privatizar: vendió en $ 40.416 millones las centrales térmicas Ensenada-Barragán y Brigadier López. La primera se la adjudicó un consorcio formado por YPF y Pampa Energía y la segunda quedó en manos de Central Puerto, uno de cuyos accionistas es Nicolás Caputo, de gran cercanía al presidente.
La buena noticia es que podremos seguir endeudándonos con el FMI.

Anuncios

2 Comments

Responder a Alejandro Cancelar respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s