Santa Fe: Hallan restos humanos de culturas cazadoras/recolectoras prehispánicas

Los vestigios comprenden dos enterramientos de al menos 6 individuos ubicados en las inmediaciones del yacimiento Río Salado – Coronda II, en barrio Villa Adelina Este, Santo Tomé.

Por Alcides Blanco para Noticias La Insuperable

El equipo del Museo Arqueológico de Santo Tomé (MAST), que dirige la arqueóloga y antropóloga María Rosario Feuillet, confirmó un nuevo hallazgo de restos óseos humanos en las inmediaciones del yacimiento Río Salado – Coronda II, en barrio Villa Adelina Este.

Los vestigios comprenden dos enterramientos de al menos 6 individuos, y fueron descubiertos a raíz de una obra de cerramiento perimetral que la Municipalidad puso en marcha justamente para resguardar el sitio arqueológico.

En declaraciones radiales, Feuillet expresó que “Adelina Este no deja de sorprendernos. No deja de brindarnos descubrimientos que nos permiten acceder al conocimiento y sobre todo al modo de vida y a la cultura de las sociedades que vivieron hace tanto tiempo en este mismo suelo que hoy es la ciudad de Santo Tomé”.

En referencia al nuevo hallazgo, Feuillet detalló que “en esta oportunidad hemos localizado dos entierros, que nosotros denominamos secundarios, de restos o paquetes funerarios donde hay una o más personas”.

Se llaman secundarios porque corresponden a personas que fueron enterradas en otro lugar, desenterradas luego, y finalmente traídas a este sitio donde sus huesos fueron dispuestos de manera no anatómica, lo que representa un tratamiento cultural específico”, explicó la antropóloga.

La directora del MAST añadió que “hasta el momento hemos encontrado restos de al menos 6 personas. En uno de los paquetes secundarios identificamos un adulto y un niño, y ahora estamos trabajando en el otro paquete secundario, donde tenemos evidencia 4 personas más”.

En cuanto a la antigüedad de los hallazgos, Feuillet mencionó que “si bien el trabajo recién está comenzando, los estudios de datación que hemos realizado anteriormente nos indican la presencia de restos óseos en un rango temporal que va del 1400 antes de Cristo al 900 después de Cristo, lo cual puede variar ante nuevos descubrimientos”.

Además, tenemos evidencia de la ocupación ininterrumpida en este territorio durante por lo menos 2.000 años. Específicamente el área donde estamos trabajando hoy fue utilizada como un centro ceremonial, donde constatamos una intencionalidad clara del uso de este espacio como un área de cementerio y veneración”, puntualizó.

Feuillet planteó que “generalmente, cuando pensamos en arqueología, pensamos en lo monumental, en la exótico o lo fantástico. En realidad, lo que aquí tenemos es un amplio campo por conocer y, sobre todo, la posibilidad de dar voz a esas personas que vivieron hace tres mil años en este territorio que hoy ocupamos nosotros y que nos están hablando de la riqueza cultural que ha tenido el área”.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s