La única agenda que respeta Larreta es la de los negocios

Protesta de los vecinos de Caballito contra el proyecto de Horacio Rodríguez Larreta que pretende levantar un corredor horizontal en una de las manos de la Avenida Honorio Pueyrredón.

Por Ana Belén Marrello para Revista PPV

Vecines de Caballito reclamaron el lunes 24 de enero por la tarde, en el Monumento al Cid Campeador, contra el proyecto de Horacio Rodríguez Larreta que pretende levantar un corredor horizontal en una de las manos de Avenida Honorio Pueyrredón, desde Neuquén hasta Gaona, en un supuesto intento de generación de espacios verdes.

Dicha obra consiste en eliminar una mano de circulación para colocar canteros, macetones y cemento, que lejos están de cumplir con el reclamo histórico de lxs vecinxs de Caballito de más pulmones verdes y mayor calidad de vida. Actualmente, el espacio verde por habitante en la Ciudad es de apenas 5 metros cuadrados y 1,3 en Caballito, cuando la OMS recomienda entre 10 y 15. Caballito es una de las Comunas con menos espacios verdes de la Ciudad.

Lxs vecinxs organizadxs reclaman que nunca fueron consultadxs respecto de la realización de esta obra y que, además, se estima en más de 500 millones de pesos su ejecución, cuando no sólo no generaría beneficios, sino que habría mayor caos vehicular, en Acoyte, Hidalgo y Rojas, mayor contaminación sonora y ningún aporte ambiental a Caballito.

“El gobierno de la Ciudad, en forma totalmente unilateral, violando el mandato democrático de un gobierno local elegido para defender los derechos de los ciudadanos y nuestra calidad de vida, ha decidido hacer una modificación en la Avenida Honorio Pueyrredón, que como todos saben, los que viven en el centro geográfico de la Ciudad de Buenos Aires, es una arteria principal que es mano y contramano. Decide cortar la mano que va de norte a sur, quitar el boulevard que tenemos con plantas, que cuidamos lxs vecinxs además, porque si fuese por el gobierno de la Ciudad están todas las plantas secas, y hacer una gran vereda”, explicó en diálogo con PPV Fabiana Martínez, urbanista, arquitecta e integrante del Colectivo de Arquitectas en Defensa de las Tierras Públicas.

“Los habitantes de la Ciudad de Buenos Aires nos quedamos sin posibilidad de comunicarnos vehicularmente de norte a sur. Tenemos que pensar, además, que es una ciudad que tiene casi el 60% de habitantes mayores de 65 años. Esto, en términos de accesibilidad al medio físico, es importantísimo tenerlo en cuenta. Para tener una idea, si anulás esta mano, todo el tránsito vehicular particular y público, porque por acá circulan el colectivo 92 y otros, va a tener que derivarse hacia arterias como Acoyte, Hidalgo o Rojas. Acoyte ya está saturada, es la única que es mano y contramano. Hidalgo y Rojas están totalmente saturadas también, porque son las únicas que van hacia el sur de Caballito. Además de esto, está el Sanatorio Julio Méndez, entre Acoyte, Avellaneda, Hidalgo y Aranguren, y va a tener un colapso en el impacto ambiental, en lo que es el sanatorio, no solamente de las personas que estén internadas, sino para la vía rápida de cualquier ambulancia”, enumeró Martínez.

“Cualquier obra, lo dice la Ley 123 de Evaluación de Impacto Ambiental, pública o privada, que exceda 2500 metros cuadrados de impermeabilización o de obra, tiene que tener el estudio de impacto ambiental que pase por la Legislatura, tiene que tener audiencia pública. Esto, no solamente no tiene estudio de impacto ambiental aprobado, porque no está certificado por código QR por APRA que es la Agencia de Control Ambiental de la Ciudad de Buenos Aires, sino que además no hubo Audiencia Pública”, detalló la urbanista.

Gustavo Torchinsky, vecino convocante, agregó: “Rojas, que es una calle de casas bajas, tranquila. Vamos a tener el tránsito que va a colapsar y habrá mucha contaminación acústica. Puede ser que en la calle también haya vibraciones que van a impactar en las casas antiguas. Entonces todo eso trae aparejado conflicto en el barrio, conflictos de seguridad, de tranquilidad los fines de semana. Nosotrxs queremos espacios verdes, ellos dicen que se gana una hectárea en Caballito, porque falta espacio verde. Claro que falta espacio verde en Caballito. Nosotros proponemos que ese espacio verde se haga en el Playón Ferroviario, que está en la calle Avellaneda, donde en un momento quisieron construir un shopping y una torre y lxs vecinxs nos opusimos a eso, y que lo hagan ahí. Larreta mismo en una reunión de vecinxs hace un par de semanas dijo que si ese predio se lo da Nación, va a ser parque. Lo que como Jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires puede hacer es mandar a Legislatura un proyecto de cambio de zonificación, que en el Código de Planeamiento Urbano dice ‘el nuevo espacio verde de Caballito tiene urbanización futura’. En vez de ‘urbanización futura’, que no se sabe que va a ser, que mande un proyecto y una ley que diga ‘urbanización parque’. Entonces, cuando Nación le dé los terrenos, que se pongan de acuerdo las dos jurisdicciones, ahí sí haga un espacio verde. O sea que algo puede hacer”.

“Cuando Larreta hizo sancionar el nuevo Código Urbanístico, en el Playón Ferroviario no puso ‘urbanización parque’, lo destinó a ‘edificación’. Lo que tiene en agenda para esas 16 hectáreas es un negocio inmobiliario, por eso pretende ‘conformarnos’ con esto, hablando que va a generar 9500 metros cuadrados de espacios verdes. Eso es mentira, esto no va a ser espacio verde”, manifestó Stella Johnson, presidenta de la Asociación Civil SOS Caballito e integrante del Consejo Consultivo de la Comuna 6.

“Cuando el gobierno de la Ciudad comienza con un proyecto para terminar en una obra como esta, generalmente sigue adelante. Su agenda de negocios la respeta. La única agenda que respeta. Con los únicos interlocutores con quienes tiene diálogo es con el negocio inmobiliario y con las empresas aportantes y amigas. Nosotrxs esta obra la conocimos a través de los medios de comunicación. Nadie nos citó, nadie nos consultó, nos preguntó nada. Ni siquiera después de que se dio a publicidad. No logramos, por ejemplo, que la Junta Comunal se reuniera con el Consejo Consultivo para darnos precisiones del proyecto, mucho menos nadie del Poder Ejecutivo. La participación ciudadana es una entelequia, es un simulacro, no existe. No interesa la opinión de los vecinos. Cuando se hacen reuniones de vecinos, lo que se termina blanqueando e institucionalizando es lo que el gobierno ya tiene decidido hacer. Pero no cambia de idea cuando nosotros le decimos ‘esto no lo queremos, esto no nos sirve, esto no es espacio verde’”, describió Johnson.

“Lo que queremos es un genuino espacio verde y por eso hay que hacerlo en el Playón Ferroviario. Son 16 hectáreas de terreno absorbente, que va a funcionar como un pulmón para el barrio y para la Ciudad. Esto es una fantochada, una vergüenza, que va a salir cerca de 500 millones de pesos, a cinco cuadras de Parque Centenario, cuando hay sectores en el barrio, sobre todo en Caballito, que no disponen de un solo metro cuadrado de espacio verde para que lxs chicxs y lxs adultos mayores tengan un pulmoncito donde ir a sentarse y tomar un poco de aire”, agregó la referenta del Consejo Consultivo 6.

En tanto, el comunero del Frente de Todxs Osvaldo Balossi, detalló: “Hace más de dos meses que lxs vecinxs vienen haciendo asambleas, quejándose de esta obra. Pero evidentemente Horacio Rodríguez Larreta no escucha a lxs vecinxs, y hoy a la mañana (por ayer) la empresa comenzó a hacer este vallado y lxs vecinxs reaccionaron inmediatamente en una autoconvocatoria en repudio a esta obra”.

La empresa constructora que ganó la licitación de la obra es Miavasa S.A. y fue aportante de campaña de Cambiemos en 2015. “Es una empresa que tiene varias contrataciones con el gobierno de la Ciudad. Esta no es la única. El presupuesto de 500 millones de pesos es el inicial. Naturalmente, en toda obra, por lo general -es un modus operandi del gobierno de la Ciudad – hay redeterminaciones de precios. Eso quiere decir que no sabemos en cuánto puede llegar a terminar al finalizar la obra. Lo que vemos es, una vez más, una empresa vinculada al partido político que gobierna la Ciudad, al PRO y a Horacio Rodríguez Larreta, que es beneficiada con una deuda millonaria y que seguramente después vuelva a ser aportante de campaña del PRO o de Juntos pos el Cambio en el futuro”, aseguró Balossi.

“En el plano jurídico, lxs vecinxs presentaron un amparo que la Justicia todavía no respondió, luego entró en Feria y se está tomando el tiempo de la Feria judicial. Así que estamos esperando la resolución del Poder Judicial de la Ciudad. Lo que nos queda es la organización vecinal, expresar que estamos en contra de esta obra, de que no se nos consultó previamente para hacerla ni tampoco qué se va a hacer. Caballito no necesita esta obra, pero sí necesita otras como, por ejemplo, un jardín maternal, y recuperar un espacio como es el del ex Colegio Santa Rosa para refuncionalizar en un instituto de educación primaria y de nivel inicial. Caballito tiene el Hospital Durand, pero no tiene instituciones descentralizadas de salud, se podría destinar presupuesto a eso, y a mantener y reacondicionar los espacios verdes en el barrio. También destinar a la Cultura en el barrio, uno no ve un impulso, un incentivo a la Cultura, y un montón de necesidades que no están siendo atendidas”.

El jueves 27 a las 18:00 hs. se convoca nuevamente a lxs vecines, en Honorio Pueyrredón y Díaz Vélez, para juntar firmas para frenar la destrucción del barrio.

NO DESTRUYAN HONORIO PUEYRREDÓN.

QUEREMOS EL PARQUE EN EL PLAYÓN FERROVIARIO.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s