Despiadado mundo

El escándalo que precedió al viaje de nuestros jugadores olímpicos a la India puso otra vez en primer plano los vicios de una dirigencia que obstaculiza el crecimiento del ajedrez nacional.

Por Rafael Laborian para Noticias la Insuperable ·

En los últimos años, poco antes o inmediatamente después de las olimpíadas, la Federación Argentina de Ajedrez (FADA) es noticia. Su desinterés por el alto rendimiento en el deporte que representa, los conflictos que desata, las miserias que fomenta y el autoritarismo del que se jacta trascienden las fronteras del ámbito ajedrecístico local.

Hace pocos días, al citar en redes sociales el artículo de Carolina Príncipe ¿Qué fue de las Damas Olímpicas?, el periodista anglo-argentino Alejo Schapire dejó una inquietante frase: “El despiadado mundo del ajedrez argentino”. Lo más inquietante, claro, es que parece haber acertado ciento por ciento al elegir esas y no otras palabras.

Al concluir en 2018 la 43ª Olimpíada de Ajedrez en Batumi, muy a pesar de la dirigencia, tomó estado público el destrato que sufrieron las Damas Olímpicas por parte de FADA. Este año, poco antes de la partida de los equipos argentinos hacia Chennai, India, se supo que a causa de un conflicto con el presidente de la institución, ingeniero Mario Petrucci, las mejores jugadoras y los mejores jugadores del país no participarían en la 44ª Olimpíada de Ajedrez.

Entre los mundos posibles, FADA elige el peor para los jugadores: inoperancia institucional, fomento de conflictos y retiro de apoyo al desarrollo profesional. Intolerantes a la crítica o las naturales demandas de los ajedrecistas, los dirigentes enquistados en la federación parecen disfrutar de haber generado el despiadado mundo aludido por Schapire.

La conducción que encabeza el presidente Mario Petrucci lleva adelante una política de puertas cerradas que descansa en la burocracia eminentemente recaudatoria que ha impuesto. Años atrás Petrucci ya se ufanaba de esta cerrazón: “La FADA no atiende a jugadores, ni a padres, ni a entrenadores, sino a sus representantes formales.”.

Mario Petrucci

La formalidad, sin embargo, no parece uno de los rasgos distintivos de la gestión del ingeniero. El escándalo, sí. Y en las acusaciones que la Junta Directiva desparrama a diestra y siniestra en desmedro de los jugadores más destacados, jamás se citan ni documentación, ni actas, ni acuerdos firmados, ni circuitos formales por los que con prolijidad registral hayan circulado las sumas que alegremente se invocan.

Los nuevos vientos para la dirigencia que el  mismo Petrucci vociferaba en 2015 sólo trajeron más de lo mismo de siempre: males para el ajedrez y para los ajedrecistas argentinos. Nuestra dirigencia fue, en tiempos de Barrera, la responsable de que se llegara al punto extremo de una desafiliación de FIDE. Tras el retorno a la legalidad internacional, se tuvo la impresión de asistir a una renovación que, como ahora se ve, fue solamente un espejismo.

Sandro Mareco y Alan Pichot en Cipolleti (mayo 2022)

La perspectiva de otros cuatro años de petrucciato en FADA tornan desesperanzador el panorama venidero, sobre todo para el ajedrez de alto nivel. Aunque «nuevos nombres» maquillaron la lista que acompañó al ingeniero en su reelección -antes del escandalete Chennai-, la base autocrática permanece inalterable. Cabe esperar oscuridad, soberbia y desidia a granel.

Un país con una tradición ajedrecística tan rica como la de Argentina no merece una representación institucional paupérrima como la que desde hace tiempo se enseñorea en FADA. Tampoco se puede dar el lujo de perder oportunidades de mostrar su mejor rendimiento en la competencia internacional. 


2 Comments

  1. Que pretenden que haga Petrucci?? Cuando se retire van a llorar, habria que declararlo procer del ajedrez, benefactor. A los jugadores hay que ponerles los puntos, tenerlos bien cortitos..Quieren vivir sin laburar jugando por plata hasta a la bolita pero se dicen deportistas…Les llego su San Martin a los puercos.

    Me gusta

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s