Proyecto para que Larreta cobre en los hospitales y escuelas a los que no residen en CABA

Dos legisladores porteños presentaron un proyecto de ley para que la ciudad de Buenos Aires pueda cobrar a todos aquellos que se atienden en hospitales y a los alumnos que estudian en establecimientos públicos porteños y no son residentes de CABA.

Por Walter Onorato – @WalterOnorato para EnOrsai

El sueño de la derecha conservadora comenzó a hacerse realidad gracias a Roberto García Moritán, Marina Kienast y Ricardo López Murphy.

Con una idea sacada del arcon de la triste historia de los 90 estos legisladores buscan revivir el proyecto neoliberal de cobrar por los servicios a todos aquellos que no sean residentes de la ciudad de Buenos Aires.

El planteo elitista viene disfrazado con la idea de que «se podrían recaudar $16.419 milloness i se cobrara a las provincias por la gente que se atiende en hospitales y los alumnos que estudian en establecimientos públicos porteños.«

De esta manera Roberto García Moritán (el marido de Pampita) y Marina Kienast plantearon en ese proyecto que según informó el diario Clarín, «si se cobrara por los servicios a las provincias cuyos habitantes se atienden o estudian en el sector público de la ciudad de Buenos Aires, el gobierno porteño podría ahorrarse en un año $13.906 millones del sector sanitario y $2.563 millones de educación.«

El fatídico error al que inducen a sus seguidores con estos argumentos, es hacerles creer que la salud y la educación es un gasto cuando en realidad es un derecho constitucional.

Mucho más confuso es cuando García Moritán intenta dar una explicación. “Lo importante es que el proyecto busca mejorar la gestión de los gobiernos, sin afectar a la persona que se atiende en un hospital o que manda sus hijos a la escuela. Para ellos seguirá siendo gratis la salud y la educación, pero sin que lo paguen los porteños.

López Murphy añadió que «los ciudadanos de CABA no deben recibir el costo de los servicios prestados a personas de otras jurisdicciones. Esto no va a generar ningún costo para quienes utilicen los servicios. Estamos planteando una transferencia entre provincias, para que se disminuya la carga fenomenal que se está poniendo sobre la Ciudad«.

El proyecto que presentaron en la Legislatura porteña García Moritán y Kienast, de Republicanos Unidos -en Juntos por el Cambio-, se titula Reciprocidad Sanitaria y Educativa Interjurisdiccional.

En diálogo con Clarín, la legisladora Kienast aseguró que “los servicios públicos no son gratuitos, los financia el Estado a través de los impuestos que cobra. Por eso nos parece injusto que los contribuyentes de la ciudad de Buenos Aires sostengan ese servicio para que sea utilizado por ciudadanos de otras jurisdicciones”.

Debemos recordar que la educación en nuestro país es reconocida como un derecho. El Estado nacional o provincial debe asegurar la igualdad, gratuidad, laicidad y el acceso a todos los niveles del sistema educativo a toda la población sin distinciones.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s